LETRAS CON ARTE

Juan Fran Núñez Parreño      Título: Goles, Puntos y Gracias

         En el campeonato deportivo del Instituto vamos los segundos en la clasificación con veinte puntos. La profesora de educación física nos pidió que hiciésemos equipos mixtos de ocho jugadores, entre los alumnos y alumnas de 3º de la ESO, para competir a baloncesto, fútbol sala, vóleibol y balonmano. Salieron ocho equipos, así que ir los segundos está muy bien. Nos llamamos “Los gafas” porque los ocho que lo formamos llevamos gafas.
         No es que yo sea muy hábil en estos cuatro deportes, no soy ningún héroe, pero aporto mi granito de arena al equipo. Me siento muy orgulloso de haber conseguido todo eso y haber ayudado a mis compañeros a ganar seis partidos, a empatar cuatro y a solo perder dos. El mérito de lo logrado hasta ahora es de todos por igual, y el resultado final no es lo que más importa, sino pasar un rato divertido, jugando limpiamente, con cordialidad y amistad entre los integrantes de los dos equipos porque todos somos compañeros y amigos en el Instituto, y fuera de él también.
         Esta cordialidad, amistad y juego limpio en el deporte se puede extrapolar a otros ámbitos de la vida. Colaboro en las tareas domésticas de casa, hago los recados que me encargan mis padres y abuelos, y también a veces se los hago a los vecinos, ayudo a recoger alimentos para la Cruz Roja del pueblo y a vender papeletas de lotería y rifas para obtener donativos y ayudar a familias necesitadas, también colaboro con la protectora de animales recogiendo perritos y gatitos abandonados, y además ayudo a compañeros de clase a los que no se les dan muy bien algunas materias, que yo las entiendo mejor, y se las explico como mejor puedo y les ayudo a hacer los deberes y a estudiar para los exámenes.
         Podría decir que los goles y puntos que consigo en estos partidos son las sonrisas, besos y abrazos de mi familia y vecinos, la alegría de los animales que rescato de la calle, las gracias que mis compañeros me dan cuando mejoran en sus notas, en definitiva, la amistad y el cariño que recibo a cambio de lo que yo les regalo. En estos partidos nunca se pierde, siempre se gana, se gana felicidad y satisfacción al hacer, de todo corazón, buenas obras por los demás. En esta clasificación solidaria yo siento que voy el primero.